Etiquetas

Adivinanzas (1) Ajos (53) Anécdotas (1) Antropología médica (2) Arqueología (1) Artículos en otros medios (4) Artículos en Pedroñeras 30 Días (71) Aviador Laureado Félix Martínez (7) Basura Espacial (9) Belmonte - por Miguel Ángel Vellisco (120) Bodegas antiguas (1) Calendarios (1) CALLEJERO (14) Cancionero (56) Carlos Martínez Rubio (1) Censo - Población (20) Chozos (3) Creencias pedroñeras (2) Cuentos y chascarrillos (4) Curiosidades (29) El rincón de Teresa (20) Entrevistas (11) Fiestas (16) Folclore (2) Folclore infantil (29) Fósiles en Pedroñeras (1) Foto semanal (11) Fotografías y postales (49) Fotos del Lugar (6) Guerra Civil (10) Habla pedroñera (75) Historia pedroñera (140) Huertas pedroñeras (6) I.E.S. Fray Luis de León (6) Iglesias y ermitas de nuestro pueblo (10) Instituto (1) Inundaciones en Las Pedroñeras (7) Julián Escudero Picazo. (10) La sección de Fabián (167) Libros (1) Libros de las fiestas (6) Libros sobre Pedroñeras (54) Literatura sobre Pedroñeras (36) Lugares emblemáticos (1) Mapas (3) Mata Hermosa (3) Medicina popular (1) Memorias (18) Microrrelatos (9) Miscelánea (8) Mojones (3) Molinos (1) Motes de Pedroñeras (10) Museo del labrador (10) Naturaleza de nuestra Mancha (4) Naturaleza en Pedroñeras (2) Neruda (1) Noticias Pedroñeras (16) Origen del nombre de Pedroñeras (3) Paisajes pedroñeros (1) Palabra de Saturio (5) Patrimonio pedroñero (16) Pedroñeras fuera del pueblo (1) Personajes famosos (33) Platos típicos (2) Pluviometría de Pedroñeras (45) Pregón de las fiestas (2) Pregones (1) Prensa histórica-Noticias históricas (57) Prensa y revistas (3) Promoción (1) Quinta 69 (2) Quintas (2) Recetas pedroñeras (4) Refranes con ajo (1) Relaciones de Felipe II (1575) (8) Relatos (2) Reportajes fotográficos (7) Riada del 2009 (1) Rutas pedroñeras (1) Santiaguillo (4) Tesis Mª Pilar Martín Alonso (11) Toponimia (71) Usos y costumbres pedroñeras (14) Varios (9) Viajecetes (3) Vídeos (2) Virgen de la Cuesta (6)

domingo, 25 de noviembre de 2012

Tormenta sobre la Isilla - Por Fabián Castillo Molina: A la memoria de Julián Ramírez Lopezosa




TORMENTA SOBRE LA ISILLA
(Composición dedicada a Simón)

                      
Recuerdo bien aquel día que el camino "La Veguilla",
traía de en aro en aro aguas rojas de La Isilla.
Aquella tarde una nube: turbia, gris, oscura, fea.
Se puso sobre los campos de La Isilla a La Encomienda.

¡Relámpagos que deslumbran!
¡Truenos secos que te atruenan!
Empezó el cielo a lanzar en esa tarde de siega.
Las gentes que había en el campo,
muchos cogiendo lentejas, empezaron a asustarse,
y Simón con  sus ovejas también temía mojarse.

 Primero unas gruesas gotas.
 ¡La tierra empieza a temblar!
 Se levanta una polvisca,
 el campo se va a incendiar.

No ha transcurrido un minuto.
El aguacero es tremendo.
El día se ha puesto de luto.

Se había llevado Simón con él, a pasar el día,
a Nemesio "el de la Ángela" (Ocho años o así tendría).
Al comenzar la tormenta están por La Marañosa.
Decide volverse al pueblo,
al ver tan negra la cosa.
        
Con la borrica y el ato, 
con abarcas y sombrero,
rebaño y pastores van 
medio a tientas hacia el pueblo.

¡ El camino La Veguilla se ha convertido ya en río !
Cuando Simón se da cuenta, Nemesio se le ha escurrío
Ve tragárselo las aguas, sus manos pedir auxilio,
y se lanza sin pensarlo a salvar al pastorcillo,
pero no sabe nadar,
los dos van aguas abajo camino de su lugar.
En esto los ve Andrés "Liebre" en sus últimas angustias,
se echa de cabeza al río y los salva de la tumba
Mientras tanto… por la calle San José, Santa Lucía…
y por El Pozo (sin acabar la tormenta)
la hermana Escolástica, la Ángela, la hermana Vicenta
y por en medio la Luisa, Atanasio, Julián y Temio.
Después acude más gente,
por la calle abajo vienen,
mirando camino y campo
temiéndose  lo que temen,
mas solo ven aguas turbias, cenagosas, aguas fuertes.
Va aumentando su temor, temen que venga la muerte.
Ya por fin, aún chispeando y más suaves los relámpagos.
Acompañada la gente de una cuadrilla gitanos,
ven a lo lejos, luego acercándose, chorreando y descalzos,
a Simón y Nemesio, con su ganado.

¡Gran alegría! ¡Corazones saltando!
La muerte que aparecía, la vida, la ha desplazado.

Fabián Castillo Molina.
Leganés, 2 de diciembre de 2005.


         Nota: Esta composición se escribió una tarde tormentosa de verano pensando en aportarla a la fiesta del Pozo Nuevo y allá fue recitada una noche de septiembre de finales de los 80. Veinte años después, fue publicada en Pedroñeras 30 días, como recuerdo y homenaje a Julián Ramírez Lopezosa, amigo de la infancia y juventud, y luego cuñado, con motivo de su muerte  ocurrida l4 de agosto de 2009, a los pocos días de la gran tormenta, el aguacero y las inundaciones que anegaron el pueblo y que hicieron que Las Pedroñeras saliera en todos los medios de comunicación .

En la fecha marcada más arriba fue reescrita y pasada a este ordenador y ahora, madrugada del 24.11.2012 vuelvo a repasarla y la envío a Ángel Carrasco para que la incorpore a su blog si lo considera oportuno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario